Certificado de Idoneidad para Adopción

Certificado de Idoneidad para adopción

El certificado de idoneidad es el documento que acredita a los futuros padres que son aptos para atender las necesidades de los niños adoptados, garantiza la protección del menor en situación de desamparo y bienestar en su nueva familia. A continuación, te damos más información.

¿Quiénes pueden adoptar?

  • Un matrimonio.
  • Ambos integrantes de una unión convivencial.
  • Una única persona soltera, viuda o divorciada.

Requisitos

Para poder adoptar tenés que:

  • Tener 25 años de edad cumplidos. Si tu cónyuge o la persona que convive con vos ya tiene más de 25 años, no hace falta que vos también tengas esa edad.
  • Tener por lo menos 16 años más que el adoptado. Esta diferencia de edad no es necesaria cuando adoptas al hijo de tu cónyuge o conviviente.
  • Ser argentino o naturalizado.
  • Si sos extranjero, es necesario que residas en el país desde hace 5 años.
  • Tenés que estar inscripto en el Registro Único de Aspirantes a Guarda con Fines Adoptivos que corresponda a tu domicilio.

¿Quién emite el certificado de idoneidad de la adopción?

Esta declaración de idoneidad viene prefijada de un proceso en el que se realiza un informe psicosocial, por personas capacitadas. Es un estudio que realizan conjuntamente un psicólogo y un trabajador social, quienes, a través de diferentes medios (entrevistas, visitas al domicilio, recopilación de documentación y pruebas psicológicas), tratan de determinar si los futuros padres cuentan con las condiciones sociales, económicas, psicológicas, sanitarias necesarias para adoptar.

¿Cómo conseguir el Certificado de Idoneidad?

Se requiere la intervención de trabajadores sociales en el certificado de idoneidad de la adopción, se encargarán de valorar si los padres adoptivos se encuentran en una situación considerable para realizar la adopción. Evaluaran si se dispone de un trabajo fijo o una fuente de ingresos estables, si la vivienda es adecuada, si la zona en la que se reside cuenta con los servicios imprescindibles, si la nueva familia cuenta con una Obra Social.

Por otro lado, la intervención de los psicólogos, deben evaluar la inexistencia de psicopatologías y la aptitud psicológica de los solicitantes, para establecer vínculos de apego seguro; su capacidad para la resolución de conflictos; el adecuado abordaje de la revelación, en su caso; determinar si sus estilos educativos son adecuados y si tienen capacidad para el cuidado de un menor, entre otras consideraciones. Con diferentes tipos de pruebas.

Si ambas pruebas son positivas, significa que son personas idóneas para la adopción, se les otorgará el certificado de Idoneidad.

¡Puntúa 5 estrellas si esta información te sirvió!
(Votos: 1 Promedio: 5)

Pin It on Pinterest

Shares